PARA QUÉ SIRVEN

¡La revolución ha llegado! Los productores han dado solución a un asunto que también preocupaba en términos ocupacionales a aquellos que trabajan con el café. Y es que el café, lo que nosotros consumimos, es la semilla que se encuentra dentro de una cascarilla.

QUÉ SUCEDE CON ELLAS

Las propiedades que ofrece el café también pueden rescatarse de las cáscaras. Sin embargo, si se va más allá, se pueden endurecer y aprovechar todas sus propiedades a nivel de recurso. Estos residuos son reutilizables, reciclables, resistentes y aptos para aguantar adversidades o cambios de temperatura. Uno de los usos más generalizados, aquel del que parte la utilización de la cáscara de café en productos corporativos, es la creación de vasos, tazas y platos.

  • Fuerte y ligero.
  • No es tóxico.
  • Fácil de esamblar.
Cáscara de café
Etiquetado en: